Twitter
WhatsApp
Facebook
LinkedIn

¿Nuevo estudio de grabación de podcasts en Madrid? Algo así…

Por varias razones que ahora no vienen al caso (no quiero robarte más de tres minutos y esa historia ya la he contado antes) acabé hace unos meses montándome un estudio de grabación en casa. Mi intención era tener un espacio en el que trabajar en mis proyectos de audio y en el que poder invitar a amigos y ex-compañeros de radio con los que me apetece volver a trabajar.

Cuando el proyecto parecía casi acabado (creo que estas cosas siempre son work in progress) publiqué un post y unas fotos en Twitter presumiendo de lo mono que me había quedado y de cuánto había disfrutado el proceso. En el mencionado y enlazado post me preguntaba ¿y ahora qué? Tenía principalmente preguntas, certezas pocas.

Para mi sorpresa, empecé a recibir mensajes de profesionales del audio, ex-compañeros y amigos mostrando interés. Algunos, como Ricardo Villa, con proyectos concretos en la cabeza: “voy a necesitar grabar con tres o cuatro personas”. Otros con consultas que sonaban más a favor de buen amigo (de él a mí) que a necesidad real: “los tres miembros del equipo vamos a hacer el podcast juntos por primera vez desde el comienzo de la pandemia y tal vez lo podríamos hacer en tu estudio”. Que nos conocemos, Molo 😁.

De ahí han salido cuatro episodios de Entiende tu mente y la primera temporada entera de Geopolítica Pop. También los indicativos para la adaptación de Your Daily Drive de Spotify para España (Ruta Diaria) y algún que otro proyecto que todavía está en el aire. Antes de tener web. Antes de tener nombre. Antes, incluso, de tener una ambición. No está mal ¿eh? Si empezamos así de top…

Pero si te fijas, la incipiente comunicación de WeClick (ahora ya bautizada y con una mínima existencia online) busca un posicionamiento que no es exactamente el de un estudio de grabación. Es más bien un espacio CON estudio de grabación. El estudio es una herramienta. O mejor, el taller en el que usar otras herramientas. Es parte de un espacio que, aunque es pequeño, tiene la ambición de propiciar básicamente tres cosas:

  • La creatividad a través de la exploración. Concreto más, porque la palabra exploración a veces resulta algo vacía. A través de la utilización de juegos que ayudan a ejercitar el pensamiento primero divergente y luego convergente.
  • El foco y el alineamiento del equipo, realizando esa exploración, esos juegos, de forma cooperativa. Sin jerarquías, sin la existencia de aportaciones erróneas frente a correctas.
  • Y finalmente, la empatía. En realidad, mi intención es buscarla desde el comienzo. Sólo un esfuerzo dedicado y continuo a la comprensión de los comportamientos, reacciones y expectativas del usuario (oyente en nuestro caso) nos permitirá alcanzar el objetivo último del desarrollo de cualquier contenido, también en audio. Conectar con esos oyentes. Algo similar ocurre dentro del equipo.

En próximos posts hablaré más a fondo de cada unos de estos elementos.

En WeClick, inevitablemente, compartiré la mentalidad y la metodología que he aplicado en mi trabajo con equipos de radio en los últimos años. En parte, intento descubrir si mi actual visión del desarrollo de contenidos de audio tiene cabida en el podcasting y fuera de las grandes organizaciones de radio.

Decía antes que iniciaba este proyecto con pocas certezas. Ahora ya voy teniendo alguna. Quiero compartir eso que he llamado de forma petulante mi visión, pero no quiero que WeClick esté restringido a ella. En las descripciones online de WeClick digo que es un espacio para la creación de contenidos sonoros en colaboración, a través de la exploración y con empatía. Es, desde el inicio, un espacio abierto.

Twitter
WhatsApp
Facebook
LinkedIn

Subscríbete para recibir próximas publicaciones

© WeClick 2022